¿Quién dice que todo lo que se escribe se vive?, muchas veces solo se piensa, lo maravilloso de las letras es esta posible creación plagada de fantasías de nosotros los simples mortales, en un papel no todo puede ser real, ni todo una mentira, en dado caso el verdadero vínculo entre las letras y las vivencias solo lo conoce el autor.

miércoles, 24 de junio de 2015

Obra abandonada.


.
Encuentra sus días llenos de monotonía, la fantasía esta muerta si quien le imaginó por fin lo ha olvidado. Esta tan perdido sin mi idealización.

Y sé que su vida ya no es la misma y no volverá a serla, es una obra abandonada que tendrá que redescubrirse a voluntad y encontrar nuevas facetas de sí mismo porque ya no habrá quien le retoque sus defectos y exalte sus cualidades, se tratará de lo que quiera tratarse.

Si el artista ha abandonado una obra es porque esa obra ya le ha otorgado lo que necesitaba y solo queda la interpretación de quien le admire, pobre de la obra que no se cree terminada y busca al artista.

Hay obras que viven y caminan, como los personajes que creamos cuando nos enamoramos, hay obra sin artista, pero no hay artista sin obras... el artista seguirá creando, buena suerte obra.

Ofelia Balderas G.

jueves, 4 de junio de 2015

Siente, quiere y busca.

Siento y me lo permito, es solo un día o un momento, pasará porque todo cambia.

Mañana será otro sentimiento sobre el mismo pensamiento, mañana será otro el interés, pero tomo el de hoy y lo vivo, no me aferro y lo entiendo.

No conozco el futuro, sólo conozco mi pasado, pero entre más pasa el tiempo comprendo su similitud, el pasado afirma, todo ha cambiado, el futuro esperanza, todo cambiará. El presente nos deja experimentar con nuestras emociones, lo que he vivido, lo que quiero y lo que espero, con la intención personal del hacer.

¿Qué otra cosa más puede encerrar el futuro además del encuentro con nuestros deseos?… a esperar.

Mientras tanto siente, quiere y busca.

Si las cosas están mal hoy, ya pasará, si decides actuar sobre algo hoy, ya se mostrará, si decides cambiar algo hoy, ya te adaptarás.

Ofelia Balderas Gallegos.

viernes, 20 de marzo de 2015

El cambio nos va bien.

El cambio nos va bien, llega cuando menos lo esperamos, pero nos queda bien… porque siempre habrá algo que rectificar, algo que mejorar, algo que descubrir, otras formas, nuevos aprendizajes, las recompensas de lo que se transforma… entonces nos va bien.

No hay evolución cuando se vive en la costumbre, cuando algo deja de funcionar se descubren las posibilidades ignoradas, que son infinitas.

Que no se perciba al cambio como un reto cuando es en realidad una invitación, porque nada puede permanecer estático, todo crece y nosotros lo hacemos desde el interior, tenemos que aprender a soltar para poder recibir.

Si hoy algo cambia descifremos el mensaje, ¿hay otra forma o tendremos que buscar un nuevo camino?, tomemos la lección y esperemos ansiosos los nuevos planes del Universo, vivamos la aventura (del espejismo) de lo imperdurable dentro de nuestra eternidad.

Ofelia Balderas G.

lunes, 16 de marzo de 2015

Al ladrón.

Lo que has tomado de los demás no te será suficiente, todo lo perderás, incluso tus anteriores pertenencias, siete veces siete serán las veces que pagarás lo hurtado.

No tuviste compasión por aquellos a los que considerabas débiles, a los que convertiste en tus víctimas, pero el débil conocerá la fortaleza y encontrará mejores caminos, sin embargo tú te perderás tan fácil como consideraste a la vida.

La mañana en que la vida te cobre lo robado y te encuentres sin más objetos, buscarás tu valor… no lo encontrarás… ya lo has desperdiciado en cada robo que has realizado, porque sin saberlo en cada uno dejaste una parte de tu alma, hasta quedarte vacío… y en ese momento perderás toda esperanza.

Pronto verás a tus víctimas como superiores pero ellos por sus valores jamás te harán lo que tú les hiciste… sin embargo aunque proclames arrepentimiento te maldecirás aún más, porque aquel que no se arrepiente honestamente y sabe que si tuviese la oportunidad volvería hacerlo no tiene porque llamar al perdón… nunca lo obtendrá de ninguna parte.

Ofelia Balderas G.

“No se desprecia al ladrón si roba para saciarse cuando tiene hambre; más cuando es sorprendido, paga siete veces.” Proverbios 6:31.

5 raraadebme

domingo, 22 de febrero de 2015

Hoy es el día perfecto para decidir que quieres encontrar mañana.

El poder de la intención existe en ti, la semilla del cambio esta justo ahí en la definición de tus deseos, en la comprensión del manejo de tu destino, en la idea de materializar la imaginación.

Decide y la meta estará trazada, se realizará un pacto entre tu mente y tu presente, te encontrarás en una búsqueda sin brújula y sin dirección pero envuelta de fe, sabes lo que quieres pero no sabes como lo conseguirás, solamente vas por ello, entonces realizarás actos bajo una creencia infinita, aceptarás los errores y contratiempos, aprenderás de tu trayecto hasta que el camino se defina por si solo.

El creer que serás capaz de encontrar lo que quieres es lo que te llevará a lograrlo, solamente tienes que definir tus sueños, no permitas que el miedo o la duda se inmiscuya en ellos, encuentra tu intención y construye tu destino, comienza el viaje, no lo pospongas… hoy es el día perfecto para decidir que quieres encontrar mañana.

Ofelia Balderas G.


viernes, 26 de diciembre de 2014

El perdón en sueños.

Anoche tuve un sueño sanador, yo le pedía perdón a alguien que me hizo daño en el pasado, lo importante de ese sueño creo yo fue que le he restado importancia al recuerdo, que incluso he dejado el rol de víctima en aquella situación y que comprendí que yo también cometí faltas.

Lo importante también es que perdoné, que dejé de juzgar lo que la otra persona hizo, que entendí las circunstancias sin hacerlas más grandes o más pequeñas, es decir que logré ver la situación desde un punto medio.

El perdón que le pedí en el sueño fue por mi reacción, porque fue exagerada (como a veces suelo ser) pero también me deja la lección de que es igual de importante la reacción que la falta, muchas veces la venganza, el regresar la piedra tirada solo conduce a alargar el daño.

Al final de cuentas si alguien nos afecta, lo mejor es alejarse y alejar el recuerdo de nosotros lo más pronto posible, a veces no se puede, pero podemos elegir no ser como las personas que nos afectan y no responder con acciones igual de dañinas, que la vida se encargará de pasar factura…

A esa persona si tuviera la oportunidad le diría: “perdón, exageré y lo que pasó no debió ser así para ninguna de las dos partes, el recuerdo ya no me hace daño, te perdoné, me perdoné.”

Por alguna razón ese sueño también me hizo recordar el show de My name is Earl, una persona que hace una lista de Karma con todas las acciones de lo que hizo mal en su vida, a veces por vivir en el plan de víctimas no nos damos cuenta que nosotros también hicimos daño, y es un pretexto el decir lo hice en respuesta.

Ofelia Balderas G.

martes, 4 de noviembre de 2014

En contra de todas las probabilidades.

Para lograr lo que nos proponemos hay que romper límites, los mentales y los reales.

Los límites mentales son parte de nuestro temor al fracaso, es darle a nuestra intención un rotundo NO antes de la acción. Los límites mentales son una defensa personal, los creamos para evitarnos dolor, pero al evitarlo también estamos evitando experimentar con nuestras capacidades y perdemos la oportunidad de un potencial aprendizaje, aprendizaje que nos conduciría al logro de lo que nos habíamos propuesto.

Los límites reales son todos los factores que existen y que de alguna manera sí podrían ser un obstáculo para nosotros, pero los límites reales también están influenciados por los mentales, si bien habrá situaciones que nos bloqueen al final lo que realmente importa es nuestra capacidad de encontrar otras opciones que nos conduzcan a nuestra meta.

Para lograr algo hay que decidirse a ir en contra de todas las probabilidades, de todo lo negativo que imaginemos, de todo lo negativo que nos digan los demás, es ir por lo que quieres y dejarte llevar por la experiencia, porque no habrá camino trazado, ni instrucciones, ni una guía, lo único que esta eres tú, tu intención, tu actuación, la experiencia que obtendrás de los errores y el deseo de continuar hasta lograr lo que te has propuesto.

Rendirse no es una opción cuando se sabe lo que se quiere…

Hay que confiar y ser persistente.

Ofelia Balderas G.

sábado, 25 de octubre de 2014

El suicidio de Manolo.

Ya no soportaba nada, para Manolo todo siempre era lo mismo.


Una semana antes de que pensara en el suicidio Manolo se encontró con una nota de periódico, uno de sus amigos había perdido sus posesiones y ahora estaba en la cárcel, aunque desde hace años lo había dejado de frecuentar se sintió mal, su amigo tuvo grandes riquezas, para en un par de años perderlo todo. Esa situación hizo que observara su vida hacia atrás, cuando lo hizo se dio cuenta de que el también había perdido mucho, incomodo por lo que aceptaba comenzó a sentirse mal.

Las siguientes mañanas fueron diferentes para él, todo era imposible de resolver, sin sentido, ya no podía ver lo que había en su vida, solo pensaba en lo que había perdido y en lo que no tenía, lo invadió la tristeza y la desesperación, fue entonces cuando Manolo planeó suicidarse. Era increíble ver a un joven adulto sin más motivos para vivir, pero para el esa era su realidad, no quería continuar en el mundo fracasando más, perdiendo más.

Manolo bromeó al respecto con sus amigos y familia, como parecía un comentario más de su extravagante sentido del humor a nadie se le ocurrió que podría estar hablando enserio, sin embargo una noche preparó una bebida con veneno, la tenía lista, pero antes de beberla tenía que escribir una nota, cuando se disponía a escribirla, no se decidió a quien dirigirla, como le daba lo mismo, la escribió para el y decía:

"Hoy voy a morir, hoy voy a suicidarme, mi vida terminó hace mucho, he perdido, he decidido mal y no creo que volveré a tener fuerzas para luchar por lo que buscaba, me cansé de soñar y que la realidad me hastié de dificultades. Ya no da más, a nadie le importa y menos a mi. Pasé por la vida sin notar que la llené de malas decisiones, que no se me juzgue, todo lo hice sin pensar que cada acto tendría consecuencias, hasta el más simple y más inofensivo acto, siendo falta lo he pagado y no me quiero responsabilizar de la realidad, hoy que me voy es más sencillo."

Al terminar la nota Manolo la leyó una y otra vez, entonces se dio cuenta que quería irse por irresponsable, porque cambiar su realidad le costaría trabajo y porque tendría que lidiar con las consecuencias... consecuencias de errores pasados que lo llevaron a el punto de querer suicidarse.

Agarró la bebida y se dirigió al baño, con la mano temblorosa la tiró al excusado y pensó en otro tipo de suicidio.

El suicidio de Manolo sería vivir la vida sin miedo a morir, su conclusión fue que ahora haría todo a lo que antes temía, su deseo de morir fue una eliminación de su miedo a vivir.

Al principio sus acciones parecían descuidadas, mostrando así que nada le importaba, poco a poco disfrutó de vivir sin miedo y volvió a valorar la vida, comenzó a ser de nuevo precavido pero no en exceso, todavía se atrevía a retar a la muerte de vez en cuando, siempre pensando en que hoy podría morir, ¿y qué haría Manolo en el último día de su vida?. Así fue como mató a sus miedos.

Hoy en día Manolo aún vive y su vida es aún un rompecabezas sin resolver, pero su filosofía de vida sigue siendo la misma desde entonces: cuando nació aceptó la muerte y sabe que escrito está el día en que lo encontrará.

Ofelia Balderas G.

martes, 1 de julio de 2014

La parte más triste de una amor que se creía eterno es encontrar que no era amor.

La parte más triste de una amor que se creía eterno es encontrar que no era amor, que se trataba de un estancamiento personal, no se está amando cuando se deja ser irrespetado(a), el amor es un sentimiento que se comparte entre dos personas, un sentimiento que se COMPARTE, no se puede compartir lo que uno no tiene en ese momento.

He escuchado la expresión de "amar perdidamente", para amar no hay que perderse, al contrario quien realmente ama es quien ya se encontró (o quien al menos esta en esa búsqueda), quien comparte su ser con otro ser, en el amor nadie se complementa, en el amor se camina unidos, con metas y percepciones individuales, no se esta con el otro para que sea como nosotros, ni para que haga lo que queramos, se esta con el otro para que la experiencia de convivir nos haga crecer a ambos, para que los diferentes puntos de vista se conviertan en acuerdos y conclusiones en beneficio de dos.
Entonces que difícil es encontrar el amor... sí es difícil porque se trata de un doble proceso, el primero es aprender a amarse a uno mismo, después amar a otra persona en su totalidad, los dos procesos se tratan de merecer, de saber que merecemos amarnos y que merecemos buscar lo mejor para nosotros mismos y que cuando compartamos ese sentimiento continuemos extendiéndolo a la otra persona y reconozcamos que esa persona también merece lo mejor.
El amor puede o no ser eterno, pero el amor sin duda respeta, cuando dos personas ya no pueden compartirlo, se dejan ir y dejar ir es la última expresión de amor, como cuando nosotros dejamos ir nuestro dolor para sentirnos plenos, lo hacemos por nuestro bienestar.
¿Crees que amas a alguien?, piensa cuanto te amas a ti mismo primero.
¿Crees que te aman?, piensa en cuanto te están respetando.
Ofelia Balderas.

miércoles, 14 de mayo de 2014

La critica.

La critica no construye, solo señala, no edifica, no cambia, la critica no le hará ver a los demás lo que no quieren ver.

La critica es una comedia que tolera.

Lo que en realidad provoca un cambio es lo que actúa como solución sin llamar al problema, lo que propone y ofrece.

Ofelia Balderas G.
Page copy protected against web site content infringement by Copyscape


poesía, pensamientos, reflexión, vida, amor, escritos, expresión, recuerdos, palabras, frases, superación personal, introspección, memorias, ofelia balderas gallegos
 

הזיכרונות שלי במילים © 2008. Chaotic Soul :: Converted by Randomness